INFORMACIÓN SOBRE RAMPAS

Normativa de rampas para minusválidos

Consideraciones a tener en cuenta a la hora de implantar rampas para minusválidos según la normativa

La normativa de rampas para minusválidos establece unas características mínimas para garantizar que pueden ser accesibles: en este caso tenemos que distinguir dos lugares diferentes; espacios urbanizados y en el acceso de edificios.

En lugares peatonales accesibles

Anchura: La normativa de rampas para minusválidos dice en estos casos que la anchura libre mínima de paso debe de ser de 1,80 m y la longitud máxima de cada tramo de 10 m.

Pendientes: En tramos de hasta 1,5 m la pendiente máxima será de un 12%, de un 10% en tramos de hasta 3 m y de 8% en tramos de hasta 10 m. Además, la pendiente transversal máxima será de un 2%.

Pavimento: El pavimento debe de ser duro, estable y antideslizante tanto como si estamos hablando de si está seco o mojado. Además, la normativa para rampas acceso minusválidos también establece que no puede existir ningún tipo de piezas sueltas, ni elemento que pueda poner en peligro la circulación de las personas discapacitadas.

Pasamanos: Al lado de las rampas se debe de colocar un pasamanos continuo en todo su recorrido con una altura comprendida entre 0,20 cm y 0,70 cm, si no existieran elementos escalables.

Además, si existiera algún tipo de desnivel lateral, también habrá que colocar barandillas de protección o zócalos especializados.

En el acceso a edificios

Pendiente: En este caso, la normativa de rampas de acceso a viviendas establece que la pendiente máxima será de un 10% en tramos de 3 m, de un 8% en tramos de hasta 6 m y de un 6% en el resto de los casos.

Además, la pendiente transversal también se limita al 2%.

Longitud: La longitud de cada tramo comprenderá un máximo de 9 m teniendo una anchura libre de 1,20 m como mínimo y siendo tramos rectos con un radio de curvatura de por lo menos 30 metros.

Si la rampa sigue la misma dirección, debe de tener una longitud medida en su eje de 1,50 m como mínimo

Si en la rampa existe un cambio de dirección, la anchura de la misma no debe de reducirse a lo largo de la meseta, no debe existir ningún obstáculo y no debe de estar en la misma trayectoria que el giro de una puerta.

Estas son las medidas de una rampa que debemos de respetar a rajatabla.

Tampoco deben de existir pasillos con anchura inferior a 1,20 m.

Pasamanos: En el caso de que estemos hablando de rampas que tengan una pendiente superior a un 6% y que hayan sido instaladas para salvar un desnivel mayor a 18,5 cm, deberá incluir un pasamanos. Debe de ser continuo, teniendo un elemento de protección lateral con unos 10 cm de altura. La altura del pasamanos debe de ser de entre 90-110 cm y, además, también se deberá añadir otro a una altura de entre 65-75 cm.

Por último, el pasamanos debe de ser firme, fácil de escoger y tener una separación de cómo mínimo, unos 4 cm.

Siguiendo esta normativa, potenciaremos al máximo la accesibilidad y evitaremos cualquier tipo de multa por parte de la administración

Rampa de coche para silla de ruedas

Una rampa de coche es una herramienta importante para un minusválido que usa una silla de ruedas, o que tiene ciertos problemas de movilidad. Le ayudará a poder subir y bajar al vehículo de una forma relativamente sencilla y, dependiendo del grado de discapacidad, es posible que pueda subir fácilmente a través de ellas sin necesitar ayuda

Aquí puedes encontrar las rampas para salvar cualquier tipo de obstáculo o escalones que podemos encontrar dentro de cada hábitat, sin necesidad de realizar obras o reformas:

https://ayudasmovilidad.com/categoria-producto/movilidad/page/6/

Tenemos varias medidas disponibles dentro de cada modelo, busca la que necesitas.

Share your thoughts

Translate »